Jagaimo manju (Bollos de patata rellenos)

Estos bollos son un aperitivo muy popular en Japón, tradicionalmente se elaboran con arroz o trigo pero hay otras variantes, en esta ocasión nosotros utilizaremos patatas. Su elaboración no es muy complicada pero si bastante laboriosa.

Para 4 bolas necesitaremos los siguientes ingredientes:

Para el relleno de los langostinos:

*200gr de langostinos crudos

*1 cucharada de sake

*1 cucharada de mirin

*2 cucharadas de salsa de soja

Para los bollos:

*400 gr de patatas

*una pizca de sal

*1 cucharada de mantequilla

*1 clara de huevo

*3 cucharadas de harina de maíz

Para la salsa:

*2 cucharadas de dashi en polvo

*400 ml de agua

*2 cucharadas de salsa de soja

*4 cucharadas de mirin

*1 trozo de jengibre rallado.

Para la guarnición:

*200 gr de espinacas

*1 cucharada de dashi en polvo

*240 ml de agua

*2 cucharadas de soja

*2 cucharadas de mirin

Preparación:

En primer lugar pelaremos los langostinos y los picaremos en trozos de un centímetro. Por otro lado pondremos en un cazo el sake, el mirin y la salsa de soja, lo llevaremos a ebullición y añadiremos los langostinos, los cocinaremos a fuego lento removiéndolos hasta que cambien de color y los reservaremos.

Por otro lado pelaremos las patatas y las cortaremos en trozos irregulares. En una cacerola las pondremos a cocer en agua con sal, una vez cocidas las escurriremos bien para eliminar el exceso de agua y seguidamente las pasaremos por un colador fino, aplastándolas hasta conseguir un puré muy fino. A este puré le añadiremos un poco de sal, la mantequilla, las 2/3 partes de la clara de huevo batida y 2 cucharadas de harina de maíz. Lo amasaremos bien hasta conseguir una mezcla homogénea. Dividiremos la masa en 4 partes iguales y les daremos forma de bollo redondo.

Para rellenarlos haremos un agujero en el centro, rellenaremos con un poco de langostinos y volveremos a darle la forma redondeada dejando los langostinos en el interior en forma de relleno.

Colocaremos los bollos en una vaporera de bambú, dependiendo del tamaño de esta y del tamaño de los bollos podremos hacerlo de dos en dos bollos o de uno en uno. En mi caso lo haré de dos en dos. Taparemos y dejaremos que se cocine durante un cuarto de hora.

Para la salsa que serviremos con los bollos mezclaremos el dashi granulado con 400 ml de agua tibia en un bol. Una vez mezclado lo pasaremos a un cazo al cual también añadiremos dos cucharadas de soja, cuatro de mirin y un poco de sal. Llevaremos a ebullición. Por otro lado coceremos las espinacas hasta que estén tiernas y una vez cocinas las escurriremos, enfriaremos y las sumerjiremos en el cazo con la salsa, cuando hierva las retiraremos de la salsa y las escurriremos. Por último añadiremos un poco de jengibre rallado a la salsa.

Los serviremos de la siguiente manera, cada bollo en un bol con un poco de espinacas a un lado y un poco de salsa vertida por encima de cada bollo.