KARAAGE CON ALIOLI DE WASABI

El karaage es un aperitivo japonés muy popular. Son piezas de pollo frito marinadas en soja, sésamo, sake y ajo y rebozadas en harina y fécula de patata, al freírlas obtienen una textura muy crujiente, están deliciosas. Para acompañarlas se me ha ocurrido preparar un alioli de wasabi, una combinación perfecta y una explosión de sabor. Tenéis que probarlo, además es super fácil de preparar. Mientras lo preparaba se me ocurrió que también estaría buenísimo preparar uno con kimchi, el sabor del kimchi mezclado con el ajo y la cremosidad de la mayonesa tiene que resultar delicioso, pero este ya lo dejaré para otra ocasión.

Ingredientes para el pollo:

  • 500 gr de contra muslo de pollo deshuesado
  • Sal marina
  • Pimienta recién molida negro
  • ¼ taza de almidón de patata (o almidón de maíz)
  • ¼ de taza de harina
  • Aceite para freír
  • Rodajas de limón

Marinada para el pollo:

  • 1 pizca de gengibre en polvo
  • 8 dientes de ajo
  • 1 cucharada de salsa de soja
  • 1 cucharada de Sake 
  • 1 cucharadita de aceite de sésamo
  • 1 cucharadita de azúcar

Primero cortamos el pollo en trozos del tamaño de un bocado, los salamos y colocamos en un bol al que añadiremos el ajo, el jengibre, la soja, el sake, el aceite de sésamo y el azúcar. Lo dejaremos marinar al menos una hora cubiertos con papel film y en la nevera. Una vez pasado este tiempo, uno por uno los vamos pasando por la harina y la fécula y los freímos en aceite muy caliente. Cuando estén dorados los sacamos y dejamos que suelten el exceso de aceite colocandolos sobre un papel de cocina absorbente. Los servimos junto con unas rodajas de limón para terminar de aderezarlos.

Para el alioli de wasabi:

  • Un vaso de aceite de oliva virgen extra
  • Un poco de zumo de limón recién exprimido
  • 2 dientes de ajo
  • 1 huevo
  • Sal
  • wasabi en polvo (al gusto)

Comenzaremos pelando y picando el ajo muy fino, lo echaremos al vaso de la batidora, acompañándolo del huevo y agregaremos un buen chorro de aceite de oliva. En este momento meteremos el brazo de la batidora hasta el fondo y comenzaremos a batir dejando las cuchillas en el fondo y no levantaremos la batidora hasta que veamos que esté ligando correctamente.

Poco a poco iremos echando el resto del aceite, tanto como espesa nos guste esta salsa, aunque en este caso tendremos que seguir batiendo para conseguir la textura deseada. Después agregaremos el zumo de limón y seguiremos batiendo un poco, teniendo cuidado de que no se nos corte. Cuando esté hecha, le añadiremos el wasabi en polvo y lo mezclaremos. La cantidad de wasabi es opcional, dependiendo el gusto por el picante de cada uno.

 

CHIPS DE ESPINACAS CON SÉSAMO

A veces las recetas más sencillas son las más ricas. Los chips de verdura al horno se han convertido en unos snack muy populares y además son muy sanos. A veces en casa preparo chips hojas de kale -col rizada- y quedan deliciosas, por eso se me ocurrió preparar brotes de espinacas tiernas, con un toque japonés, añadiéndole sal de sésamo con chile para aderezarlas. Este plato vendría a ser como una gomae crujiente!

Para que las hojas de espinacas queden crujientes las embadurno con un poco de aceite de sésamo, es importante que al colocar las hojas de espinaca en la bandeja del horno estas queden totalmente planas y separadas unas de otras para que al hornearse se hagan uniformemente. Si unas cubren a otras habrá zonas que queden blandas. 

Ingredientes:

Para la sal de sésamo:

  • 1 cucharada / 7 g de semillas de sésamo blanco
  • 1 cucharada / 7 g de semillas de sésamo negro
  • ½ cucharadita de sal marina fina
  • ¼ cucharadita de chile en copos

Para las espinacas:

  • 114g de hojas de espinaca fresca
  • 1 cucharadita de aceite de sésamo tostado

Preparación:

Calentamos el horno a 200 grados.
En una sartén pequeña tostamos las semillas de sésamo a fuego medio removiendo constantemente hasta que estén tostadas ligeramente, aproximadamente 1-2 minutos. Agregamos las escamas de sal y el chile y seguimos removiendo durante otros 30 segundos. Dejamos enfriar completamente y lo transferimos al vaso de una batidora o procesador de alimentos para molerlo hasta conseguir una textura fina pero con algunos pedacitos enteros. También podemos utilizar un mortero.
Rociamos las hojas de espinaca con aceite de sésamo tostado en una bandeja para hornear forrada con pergamino y usamos las manos para embadurnarlas ligeramente. Las espolvoreamos con 1 cucharada de sal de sésamo y mezclamos suavemente hasta que las hojas estén bien aderezadas, las colocamos en una sola capa y horneamos durante 1 hora o hasta que las hojas estén crujientes y completamente secas. Retiramos del horno y dejamos enfriar antes de servir.

¿QUÉ SE COME EN UN IZAKAYA?

qué comer en un izakaya

¿Qué es un izakaya?

Un izakaya es el equivalente japonés a nuestro bar de tapas de toda la vida. Los izakaya son pequeños restaurantes que ofrecen platos que maridan con bebidas alcohólicas.

Al igual que nuestros bares, éstos funcionan como lugares de encuentro, sobre todo al finalizar la jornada laboral. Los japoneses se refugian en estos locales para dejar atrás el trabajo y relajarse tomando una copa y cenando algo.

La manera más habitual de comer y beber en un izakaya consiste en ir pidiendo distintos platos para compartir. Es esto lo que diferencia a las izakaya de otros locales , la comida se sirve en raciones pequeñas y está siempre pensada para que sea compartida, es por esto que lo habitual es pedir muchos platos mientras se consumen diversas bebidas alcohólicas.

Origenes…

Durante el periodo Edo (S.17-S.19) el sake se vendía por litros, como la gente bebía en frente de las tiendas de licores de la época, éstas comenzaron a ofrecer comida, es aquí donde se origina el concepto de la izakaya. A día de hoy en Japón ya no es común vender licores por litros pero aun hay algunas tiendas de licor que tienen un lugar para sentarse a beber y comer platos sencillos, estos platos se denominan “tachinomi”.

Una de las cosas buenas de las izakaya es que se puede beber y comer a un precio razonable. Si bien los precios, por supuesto, difieren según el local, en muchos lugares con 2.000-3.000 yenes es suficiente para disfrutar de una rica cena.

Pero…¿Qué se come en un izakaya?

BEBIDAS

Las Izakaya ofrecen una amplia variedad de licores. En una izakaya pueden degustarse sake, shochu (licor a base de cebada, papa dulce o arroz) y awamori (licor originario de Okinawa) todos ellos destilados en diferentes regiones o con diferentes métodos de elaboración. Y como no también la internacionalmente conocida cerveza japonesa!.

Vamos a ver los diferentes licores uno por uno:

  • SAKE (Nihonshu): El Sake es una bebida alcohólica elaborada a partir de arroz utilizando levadura. Algunos tipos tienen un sabor particularmente fuerte, mientras que otros son ligeros y afrutados, similares al vino. El Sake puede servirse frío, caliente o a temperatura ambiente.
  • AWAMORI: El awamori es una bebida alcohólica destilada. A pesar de que se puede beber tal cual puede mezclarse con hielo, agua, agua caliente o incluso té verde. El shochu se elabora a partir de la cebada, el boniato o el arroz.
  • SAWA: El sawa es una bebida alcoholica mezclada con soda, zumo de frutas o te verde.
  • CERVEZA: Deliciosa cerveza japonesa, en cualquier izakaya pueden degustarse Asahi, Sapporo o Kirin, las más conocidas.

COMIDA

Cuando se entra en una izakaya lo más común es que se te ofrezcan unos pequeños platos a modo de aperitivo antes de pedir, en japonés se llaman “otoshi” o “tsukidashi”. Es costumbre en Japón ofrecer algo de comida mientras se espera a ser servido.

¿Qué se come en un izakaya? Entre los platos que se ofrecen en una izakaya podemos encontrar:

ZENZAI (aperitivos o ensaladas)

  • HIYAYAKKO: El hiyayakko es un plato de tofu frio servido con salsa de soja y diferentes guarniciones.
  • EDAMAME: Vainas de judias de soja verdes cocidas y servidas con un poco de sal. (Solo se come lo que hay dentro!).
  • SHIOKARA: Calamar en salsa de escabeche
  • HIYASHI TOMATO: Ensalada de tomate de toda la vida.

SASHIMI

  • MAGURO: Sashimi de atún
  • BASASHI: Sashimi de carne de caballo

PLATOS AL GRILL

  • YAKITORI: Elemento clave de cualquier izakaya, brochetas de pollo a la brasa son salsa yakitori
  • TSUKUNE: Albondigas de pollo a la brasa con salsa yakitori
  • HOKKEYAKI: Caballa seca y cocinada a la brasa
  • KOMOCHI SHASHAMO: Son una especie de boquerones secos servidos con su huevas.

PLATOS FRITOS

Diferente región, diferente izakaya!

Algunos izakaya ofrecen específicamente cocina local, lo cual nos da la oportunidad de probar las especialidades locales de cada región. Algunos de los ejemplos de la cocina local que se sirven en una izakaya se dan en:

  • Nagoya: Situada en el centro de Japón, tiene como especialidades locales las alitas de pollo agridulces y las brochetas de cerdo rebozado con salsa de miso dulce (miso kushi katsu), ambos platos combinan super bien con una cerveza bien fría.
  • Kioto: En Kioto son famosos los obanzai, pequeños platos de verduras y el tofu producido en esta región, famoso por su sabor y textura, puede servirse frío con diferentes guarniciones o templado con salsa tsuyu.
  • Fukuoka: En la principal ciudad de la isla de Kyushu -al suroeste de Japón- su especialidad es el motsunabe, un guiso japonés con intestinos de cerdo y ternera, col y cebollino. Este plato suele acompañarse con una bebida fuerte como el shochu, un licor destilado procedente de Kyushu, una bebida local muy popular.
  • Okinawa: En la isla más al sur de Japón la especialidad es el rafuti – un plato de cerdo estofado- y el chanpuru –tofu salteado con goya una verdura con un sabor amargo e intenso- ambos platos se acompañan del awamori, un licor destilado especialidad también de Okinawa.