SOPA FRÍA DE PEPINO

Seguimos con este calor terrible y para mitigarlo os propongo esta sencilla  y refrescante sopa de pepino, con shiso, myoga y alga wakame. 

Ingredientes

  • 1 pepino (100 g)
  • 1 myoga
  • 3 hojas de shiso
  • alga wakame

Caldo de alga kombu

  • 1 pieza cuadrada de 10 cm de alga kombu
  • 400 ml de agua

Aderezo

  • 1 1/2 cucharadas de vinagre de arroz
  • 1 cucharada de azúcar
  • 2 cucharaditas de salsa de soja usukuchi

 

  • Sésamo blanco, para decorar
  • 1/3 cucharadita de sal

Cortamos el myoga y el shiso en tiras finas. Remojamos en agua durante varios minutos para eliminar el picor, luego escurrimos bien para eliminar el exceso de líquido. Cortamos el pepino en tiras finas y colocamos en un bol junto con el myoga y shiso. Espolvoreamos con 1/3 cucharadita de sal y mezclamos ligeramente. Lo dejamos reposar durante 3 minutos y luego lo colocamos en un colador para que vuelva a escurrir. En un bol con agua tibia ponemos a remojar durante 15 minutos media cucharadita de alga wakame deshidratada. Reservamos.
Para el caldo, infusionaremos el alga en agua durante 3 horas, pasado este tiempo, retiraremos la kombu del agua y le añadiremos los ingredientes del aderezo. 
Por último colocamos la mezcla de pepino y el alga wakame en cuencos de sopa individuales y cubrimos con sopa fría. Espolvoreamos con semillas de sésamo blanco para servir.

SOPA DE MISO CON ALMEJAS

Cuando preparo esta sopa de almejas con miso me gusta usar dashi kombu en lugar del dashi normal, el dashi kombu se hace infusionando solo el alga, sin katsuobushi (bonito seco). El umami del kombu combina perfectamente con el delicioso sabor de la almeja. Esta es una sopa muy sencilla y rápida de preparar, además de nutritiva. Esta bien poder comer platos japoneses que se preparen fácilmente en días en los que te apetece comerlos, pero no tienes ganas de complicarte en la cocina, verdad?

Pues aquí os dejo la receta de esta sencilla y deliciosa sopa de miso con almejas.

Para 2 personas:

  • 200 gr de almeja japonesa
  • 2 tazas (500 ml) de agua
  • 5cm alga kombu
  • 2 cucharadas de miso blanco
  • 1 cebolleta

Para limpiar las almejas

  • 2 tazas de agua
  • 1 cucharada de sal

En un recipiente ponemos las almejas con el agua y la sal y las dejamos un rato hasta que suelten la arena y los residuos que puedan contener dentro de la concha. Luego las colamos y las enjuagamos bien con agua limpia.

En una olla colocamos las almejas, el agua y el trozo de alga kombu, que previamente habremos limpiado con un trapo húmedo. A fuego alto llevamos a ebullición, retiramos el kombu y vamos eliminando la espuma con un colador, una vez que las almejas estén abiertas bajamos el fuego, colamos el caldo para eliminar por completo la espuma y transferimos el caldo y las almejas a otra olla. Es entonces cuando añadimos el miso utilizando un colador para deshacer la pasta y que se mezcle completamente con el caldo.

Servimos las almejas junto al caldo con un poco de cebolleta por encima.